Electricidadhistoriainventos
Botella Leyden Pila Galvánica  Dinamo Transformador Motor elécrico Telégrafo Teléfono Radio

Electricidad

Historia
produccion
transporte
medio ambiente
profesor
ahorro
enlaces





novedades
El Telégrafo
Aunque ya en 1829, Joseph Henry ideara el primer telégrafo, su construcción hubo de esperar hasta 1835 de la mano de Samuel Morse. Este constituía un sencillo aparato que utilizaba impulsos electromagnéticos para enviar información.
Su funcionamiento consistía en un aparato emisor, conectado por un lado a una batería y por el otro a un cable eléctrico encargado de enviar los impulsos eléctricos. Dichos impulsos eran creados mediante un manipulador o interruptor que permitía el paso de la corriente o la interrupción de la misma, generando así pues las distintas señales que luego serían interpretadas en el aparato receptor. Este aparato se encontraba al final del cable unido a este mediante un electroimán que transformaba los impulsos electromagnéticos en movimientos de una fina aguja que dejaba marcas en un rodillo de papel. Era así como las señales quedaban registradas para su posterior interpretación.
Aunque el sistema de telegrafía se hizo muy popular hacia finales del siglo XIX, y fue mejorado, entre otros por Thomas Alva Edison, para que pudiese transmitir más de un mensaje por la misma línea, fue prontamente sustituido, hacia 1920 su uso era prácticamente nulo, por otro sistema de comunicación mediante ondas, el teléfono.